Quiénes somos

¿Te preocupa lo que comes? ¿Lees los ingredientes de los productos que compras? ¿Sabes cuantos kilómetros han recorrido los alimentos antes de llegar a tu cocina? ¿Crees que influye tu entorno en las enfermedades que padeces?

Si es que sí, este blog y nuestro proyecto nacen con la intención de aportar nuestro pequeño grano de arena para ayudarte a ver las cosas con más claridad. Porque en esta sociedad en la que vivimos, recibimos mucha información manipulada por el hecho de que en su mayoría está destinada a vendernos productos de las multinacionales.

Sylvie y Quim:

Nuestra historia personal nos ha llevado a cambiar muchas cosas en nuestra forma de vivir y a querer compartir nuestra experiencia para que cualquiera pueda vivir en un entorno mucho más saludable.

En 2010, Sylvie cae enferma y se le diagnostica una enfermedad, supuestamente crónica, la síndrome de fatiga crónica. Esta enfermedad al igual que la fibromialgia, cada vez más frecuente pero sin etiología reconocida, parece tener su principal causa en una saturación del organismo que no le permite eliminar los tóxicos. Una parte importante del tratamiento reside entonces en la eliminación de los tóxicos, tanto en la alimentación como en el entorno. Así comienza un camino largo, para liberarnos de la enfermedad, cambiando nuestra alimentación y nuestro entorno al máximo. Además, la enfermedad conlleva la aparición de intolerancias alimentarias al glutenhuevos y lácteos entre otros.

Hoy, podemos decir que Sylvie ha ganado la batalla, se encuentra bien y ya no tiene síntomas de la enfermedad “crónica”. Tuvimos que introducir nuevos alimentos en nuestra alimentación, cereales integrales, productos macrobióticos, etc. y aprender a cocinarlos. Y como no queríamos renunciar a ciertos hábitos nuestros, adaptamos recetas para hacer pan sin gluten o pasteles sin huevos, gluten ni lácteos. Aprendemos a fabricar productos de limpieza para la casa, jabón o champú para poder controlar los ingredientes. Y a lo largo de este camino, nos damos cuenta de la falta de ciertos ingredientes básicos en las tiendas de productos ecológicos y de información para la elaboración de todos estos productos.

Así nace nuestro proyecto, con las ganas de compartir nuestra experiencia con cualquiera que quiera cambiar sus hábitos de vida para favorecer la salud.

Investigadora científica de profesión, especializada en el estudio de enfermedades metabólicas como la obesidad o la diabetes, Sylvie quiere poder compartir sus conocimientos y su experiencia.

Quim, cocinero de profesión, anteriormente ha trabajado en restaurantes como “El Racó de Can Fabes” de Sant Celoni y “Big rock” de platja d’Aro entre otros y más tarde en catering y colectividades, comedores de empresa y escuelas. Aprendió a cocinar teniendo en cuenta las alergias alimentarias, sobre todo de los niños, que cada día hay más celíacos, intolerantes a los lácteos, los huevos, el pescado … Posteriormente ha estudiado “dietética naturista y oriental”.

ViuLògic, vive lógico:

Ya no hace falta convencer a nadie que una buena alimentación es necesaria para tener una buena salud. Sin embargo, la definición de “buena alimentación” aún no es del todo clara. Si la cantidad de alimentos es importante (lo que definiríamos como una alimentación equilibrada), la calidad lo es aún más. Un producto de calidad debería aportar el máximo número de elementos nutritivos y estar libre de productos tóxicos para nuestro organismo. Asimismo, es importante utilizar productos para el cuerpo libres de tóxicos y aditivos.

Además, deberíamos tener en cuenta el impacto de nuestros hábitos de vida sobre el medio ambiente y tener un consumo responsable. Por ello, debemos buscar soluciones para minimizar el impacto negativo de nuestra alimentación y de nuestra forma de vida sobre nuestra salud y nuestro medio ambiente. Estas soluciones incluyen el consumo de productos ecológicos, de proximidad y de elaboración propia. ViuLògic Los productos ecológicos (también llamados biológicos o orgánicos) son más saludables ya que están libres de residuos tóxicos persistentes procedentes de pesticidas, antibióticos, fertilizantes sintéticos, aditivos y conservantes, muchos de ellos utilizados en la agricultura convencional. Al no contener substancias artificiales, los alimentos procedentes de la agricultura ecológica son asimilados correctamente por el organismo sin alterar las funciones metabólicas. Otra característica de la agricultura ecológica es que, en cultivar los alimentos en suelos equilibrados por fertilizantes naturales, los productos son más nutritivos.

La ventaja de los productos de proximidad es doble, ya que la reducción del circuito de distribución permite el consumo de un producto más fresco y de mejor calidad, y que respeta el medio ambiente al contaminar menos durante su transporte. Por otro lado, el consumo de productos de proximidad estimula la economía local. Para ejercer un mayor control sobre lo que nos alimenta y los productos que utilizamos a diario, una buena solución es elaborarlos nosotros mismos. Esto nos permite, por un lado, saber y controlar exactamente qué ingredientes llevan los productos elaborados que consumimos, como el pan, pasteles, etc. lo que es fundamental en caso de las alergias alimentarias. En caso de los productos de cuidado corporal o de higiene, una elaboración casera reduce considerablemente la presencia de aditivos y tóxicos en estos productos. Por otra parte, nos permitirá reducir el coste de estos productos, comprando sólo los ingredientes base.

Factor social:

Tenemos también un objetivo, a priori más idealista y no tan concreto, que consiste en dar a la sociedad en que vivimos una oportunidad para cambiar hacia un modelo más humano, cercano y ecológico.

La potenciación de la agricultura ecológica y la reducción de los circuitos de distribución son claves para preservar nuestro medio ambiente y nuestra economía local. Pero este paso sólo se dará si sabemos consumir correctamente estos productos. Y una buena información es un primer paso en el consumo responsable. Así nace este blog. Quim y Sylvie

Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *